64 Tankas para una tarde de Verano

El sabor de las moras, la empinada calle que lleva a la casa, los muros del viejo castillo, la blanca espuma de mar azul, una puesta de sol sobre la laguna, el olor del pan recién hecho, la hora de la siesta… y otros más, son momentos que conforman esta obra poética ​adentrando al lector en los recuerdos de las tardes de estío​; miniaturas que construyen la calidez de un verano mediterráneo en la sencillez de la poesía japonesa.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s